Alguien quiere pensar en los ¡pobres!

Con esta crisis económica y la pandemia que están azotando al mundo, uno pensaría que nuestros dirigentes «estos seres iluminados iletrados y elegidos por el pueblo”, dejarían sus diferencias y lucharían para que el daño colateral de estos fenómenos atípicos fuera mínimo, pero la realidad de este hermoso paraíso tropical (Colombia) parece más un chiste bien negro. Aún más con las decisiones que está tomando nuestro practicante en la presidencia de este lodazal, pareciera que le valiera tres hectáreas de miércoles el bienestar y la supervivencia de la población más vulnerable.

Los mal llamados pobres, asalariados, los informales que ganan a duras penas para comer, los pensionados que le dan miserias y los campesinos que alimentan a un pueblo con nada. Viendo la dura realidad de esta población en condiciones normales que la tiene de pa’ arriba, ahora en la cuarentena literalmente están jugando juegos de hambre versión Colombia. Uno diría que el presidente de la República de Colombia elegido de forma legal y democrática, «bueno le compraron un par de voticos como 5000, a carachas, pero eso es de nuestra idiosincrasia». sus acciones en la contingencia serían contundentes para mejorar la calidad de vida de estas personas, y el impacto social psicológico y económico no fueron detonante para que se vieran en la necesidad de salir a la calle a buscar sustento en estos tiempos de aislamiento social.

Pues no, parecen más berrinches de un niño consentido para llamar la atención porque alguien le ha quitado su juguete, y tras del hecho son lentas y a destiempo. Uno de los ejemplos más llamativos es cuando tenía que sacar el pecho y demostrar que eres líder de este país y al mismo tiempo ayudar con las políticas de cuarentenas que los alcaldes y gobernadores estaban adelantando para el beneficio de sus población, sale peleando en los medios de comunicación argumentando que ellos no tienen la potestad de ejecutar esos poderes políticos y poner un país en cuarentena sabiendo que todavía las infecciones eran mínimas, hay Dios, uno no sabe si llorar por la incompetencia de los asesores de duque o la de él, porque nuestro subpresidente como líder es un excelente cantado y bailado o reírnos de la peinada que le pegó la alcaldesa de Bogotá a Claudia López haciéndolo quedar tan mal.

Y para completar la pequeña cagadita sale días después en Televisión nacional con chaqueta de niño perdido, para justificar la babosada de quitarle los recursos estatales que los alcaldes y gobernadores que tenían para dárselas al míster Panamá papers (carrasquilla), 15.000 billones para que la economía no se estancará y no cayéramos en una crisis económica y al mismo tiempo ayudar a los cacaos que tiene más plata en este país. Y uno haciendo la conversión y sabiendo contar con los dedos sabe que esa plática no alcanza para mayor cosa, eso no es lo más preocupante, lo preocupante es que esa plática de verdad si llega a las personas que lo necesitan, no a los bolsillos de los amigos de nuestro querido bono del agua. No es que uno sea desconfiado en el gobierno del doctor tocino, «bueno sí y mucho» porque como dicen las mamás de esta latitud del mundo uno tiene un pálpito de que se van a robar esa plática de la forma más descarada.

y eso que esas son una de las cuentitas que tienen para alimentar a los pobres, que no van a cuadrar y les va a faltar plática, porque la otra la llamada con bombos y platillos, auxilio solidario, la solución visionaria del sub y su combo para calmar el hambre de los colombianos más humildes. Oh diría qué belleza, pero como toda tramulla tanta hermosura no podía ser cierta, se les descubrieron ciertos errorcillos. cosas insignificantes, como los que van a recibir todo ese jurgo de plata (150,000) pesos resultaron siendo robots sitios de internet, unos muertecillos y nuestro gran Pablito Escobar; sólo por mencionar los más conocidos y nuestro material de memes preferido (Duque), se le prendió el foco y salió en locución presidencial, diciendo que eso era una gran invento de la mamertada para desestabilizar la patria y se quiso meter a la plataforma, salió el mensaje que representa perfectamente a este gobierno. «por el momento no estamos en funcionamiento, pero si quiere inténtelo más tarde».

Hay de por Dios que hicimos para merecer esto; señor duque para muchos pero muchos nos cae como una patadita en el trasero, pero fue usted que se metió de sapo, a ser el presidente de este país y como representante de 50 millones! ya está bueno y póngase a gobernar! y si quiere hacer payasadas, tranquilo que apenas termine su mandato «claro que sí lo termine porque al paso que va lo dudo mucho». le montamos una empresa de recreación y señor Duque mágicamente no se los va a quitar la hambre por sólo verlo en televisión ya es tiempo que empiece a gobernar a su pueblo no me refiero a los que tiene más plata en este país, sino la gente de a pie.

Autor: Yosoymej

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *