¿Existen vidas en el más allá?

Foto de : Alejandra Gelvez

El lunes el día que más visitas tiene el Cementerio Central de Bogotá. Donde cada visitante va a la tumba de su interés: unos imploran por conciliar el sueño, otros van a reclamar la herencia, las señoras que no pueden quedar embarazadas, imploran para que en menos de 2 meses puedan hacerse la prueba y salga positiva, van ciertos esposos cogidos de la mano para que a sus hijos nunca les falte salud.

Los visitantes de Bogotá y sus alrededores  no entran a la capilla del Cementerio Central, le piden a los santos más populares en sus tumbas, antes de hacer cualquier petición hacen las oraciones especiales a las que cada santo le pide para poderles hacer el milagrito. Y eso solo lo pueden hacer los lunes por que son los días de las almas en pena.

Por la entrada de la calle 26, ahí se encuentran las tumbas de los políticos más importantes. Allí están enterrados el expresidente Enrique Olaya Herrera, el exdictador Gustavo Rojas Pinilla y el candidato presidencial asesinado Luis Carlos Galán. Algunas de estas tumbas están en mármol gris o de granito de ladrillo, todas cuarteadas y dejadas por el tiempo.

Tienen flores de hace tres días, rosas rojas insignificantes, y otros tienen ataditos de flores moradas, claveles rojos cuando el favor o el milagro es grande, las seis tumbas todas con flores no muy lindas, secas y con falta de agua.

Después de pasar por las doce tubas de los ilustres nacionales, al final del corredor en una esquina algo insignificante para algunos esta la capilla, sus paredes blancas de cal, con un tapete rojo se ve fino de por sí.

Podemos seguir con el recorrido y encontramos a los santos más devotos y populares más rezados del Cementerio; Leo Sigifredo Koop, Las hermanitas Bodmer y Julio Garavito.

Vamos a empezar con Leo Sigifredo Koop:

Él fue un Alemán que llego a Colombia y nos fundo la cervecería Bavaria, ayudo a construir el barrio La perseverancia, esta es una de las oraciones con que la gente le pide para que pueda cumplir sus milagritos.

“Señor Dios Todopoderoso, Padre, Hijo y Espíritu Santo,

Creador inefable y gran arquitecto del universo,

que nos diste el Siervo de Leo. S. Kopp”

“una persona que ayudó mucho a sus trabajadores pobres y a los campesinos comprándoles siempre a buenos precios sus cosechas de cebada. Y otras buenas obras, aún siendo de origen judío en unos tiempos muy difíciles te pedimos con toda la confianza que nos dan los diversos favores recibidos por tus devotos Que han susurrado sus peticiones en el oído de tu estatua de bronce Durante muchas décadas, Los cuales se han visto favorecidos con el cumplimiento de lo pedido por su intercesión estaremos siempre agradecidos a Ti Señor Dios y al Siervo de Dios Leo S. Kopp, ya que estamos seguros se encuentra disfrutando de tu gloriosa mansión celestial. Amén”.

Con esta Oración el cervecero milagroso, Leo S. Koop le piden los favores necesitados, como salud, trabajo, recuperar algo perdido y hogares que estén a punto de desintegrarse.

‘Muchas personas aseguran que sus peticiones han sido cumplidas a cabalidad’’

Pasamos hablar de las misteriosas hermanitas Bodmer: Ellas se encuentran al final de unos de los corredores del cementerio central, en una esquina bajo varios pinos a los cuales orienta la visita a la tumba de ellas, la historia de esas tres niñas es la más difícil de encontrar, no existen ningún rumor sobre como murieron, nada de archivos, nada en las bibliotecas.

Los cajones son de mármol, en la cima se ponen las estatuas doradas de dos de ellas, Elvira y Victoria, casi es de tamaño natural. Es por eso que quedan más altas de quienes les rezan, la estatua del lado derecho esta arrodillada y mira hacia arriba a la cara de su hermana que está de pie. La que se encuentra de pie levanta la mano izquierda y señala con su dedo índice al cielo. Las dos tienen el cabello suelto y ondulado, y tienen un vestido a la rodilla muy parecido. Muchas personas que van a sus tumbas les piden peticiones y les dejan colombinas, bombombunes y chocolatina. Muchas de las mujeres que van a pedir peticiones, salud para sus hijos y protección.

Foto de : Alejandra Gelvez

Estas son algunas de las historias más importantes de las cuales se viven en el Cementerio Central a media noche donde todos aparecen a eso de las 12:30 y a las 3:00 de la mañana todo se vuelve a tranquilizar.

El celador hace su último recorrido a las 12:15 am para ir a ver por las cámaras que están haciendo las almas en pena que salen a esa hora, en el último recorrido que hace el celador le lleva los juguetes a las niñas Bodmer, muchas personas de agradecimiento les lleva juguetes para que ellas disfruten de las peticiones agradecidas. En el cementerio central se vive algo terrorífico de noche.

Foto de: Alejandra Gelvez

Autor: Alejandra Gelvez

1 thought on “¿Existen vidas en el más allá?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *