Foto: Radio SantaFe.

Ante la JEP alias ‘’Grillo’’ aceptó su responsabilidad en el asesinato de los 11 diputados del Valle

El excomandante de las FARC, Héctor Julio Villarraga Cristancho, alias ‘’Grillo’’ confesó su responsabilidad en el secuestro de los diputados ocurrido en el 2002 y la muerte de estos en el 2007, ante la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP).

Alias ‘’Grillo’’, hizo su confesión ante una audiencia reservada en dicho tribunal en donde contó cómo siendo el comandante del frente 60 cometió los vejámenes a los que fueron sometidos los diputados, tales como: marchas hasta de 12 horas; alimentación precaria basada en legumbres y granos; exposiciones prolongadas al sol, frio, lluvia; nula privacidad cuando hacían necesidades fisiológicas, y los momentos más tormentosos eran cuando ataban a los diputados a los árboles con cadenas o a sus camas como medidas de castigo.

“Asisto aquí para narrar lo que aconteció con los diputados del Valle porque el Acuerdo Final nos obliga a ello. Así como estuvimos tan comprometidos en la lucha armada, lo estaremos con el esclarecimiento de la verdad, en procura de sanar las heridas del conflicto”, indicó el exguerrillero.

Así mismo, narró cómo entre el 2002 y el 2007 movilizó a los políticos entre los Farallones de Cali, la selva del Pacífico colombiano, los municipios de Buenaventura, en el Valle del Cauca; Argelia, López de Micay y El Tambo, en el departamento del Cauca y El Charco e Iscuandé, en Nariño.

También aseguró que este secuestro fue uno de los más graves que cometieron las extintas FARC en la guerra. Les pido perdón al país y a los familiares de las víctimas por el dolor tan grande que les causamos. Ellos fueron secuestrados y murieron en nuestro poder”.

En sus declaraciones también indicó que en sus primeros años de cautiverio los diputados fueron divididos en dos grupos, luego de sufrir varias persecuciones del Ejército, luego en el 2007 los diputados fueron reagrupados y custodiados por 25 integrantes del Frente 60.

“Luego de huir de varias persecuciones del Ejército Nacional, los cautivos fueron reagrupados y custodiados por cerca de 25 integrantes del Frente 60’’, narró Villarraga a los magistrados de la JEP.

Cabe resaltar que, en el 2007 cada uno de ellos tenía un guardia asignado a su alimentación, transporte, vigilancia y en caso tal de un rescate por parte de los militares tenían la orden de ejecutarlos. Fueron estos mismos quienes asesinaron a 11 de los 12 diputados en cumplimiento de las órdenes dadas.

La orden era ejecutarlos si se presentaba un intento de rescate o si enfrentábamos una situación en la que podríamos perder el control”, agregó a su testimonio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *