El comité para la defensa del agua y el Páramo de Santurbán envía una carta a la ONU donde denuncia al presidente Duque de mentiroso

Los defensores del Páramo de Santurbán enviaron una carta al secretario general de la ONU, António Guterres, rechazando las palabras dichas por el presidente Iván Duque el pasado 22 de septiembre en la septuagésima quinta sesión de la Asamblea General de las Naciones Unidas.

En la sesión, el presidente hizo énfasis en los temas medioambientales como la sostenibilidad, cambio climático y la protección de los ecosistemas de alta montaña. En la carta afirman que, “faltan a la verdad y a la transparencia”.

Con esto, quieren expresar las inconsistencias que muestra el presidente ante los discursos internacionales y las acciones que realiza en el país. Estas acciones son las de querer implementar pilotos de Fracking, los cuales en muchas partes del mundo están prohibidos y su daño en la naturaleza puede ser irreparable.

Según la carta, estas acciones no son de quien se ufane de ser un ambientalista y muestre un insistente interés en desarrollar el Fracking debido a que, recientemente la Agencia Nacional de Hidrocarburos anunció la adjudicación del contrato para el primer piloto ‘‘Kale’’, ubicado en el municipio de Puerto Wilches, Santander, proyecto que pone en riesgo los animales, las personas y el agua de la zona.

Por otro lado, el comité señala que la deforestación ha presentado un aumento hasta de un 84% en los bosque y selvas de Colombia respecto al año 2019 y años anteriores, demostrando una pobre gestión del Gobierno Nacional.

Los anteriores temas son relacionados a los conflictos ambientales que tienen alarmadas a las autoridades medioambientales, a las personas del común pero, sobre todo, a los campesinos generando movilizaciones que pocas veces son tomadas en cuenta por los políticos que gobiernan el país.

‘‘Tiene razón el presidente Iván Duque al referirse a los Páramos como ecosistemas que se comportan como verdaderas fábricas de agua que requieren especial protección, sin embargo, estos deben abordarse de manera integral para que se garantice la protección de los servicios ecosistémicos que estos brindan, debido a que las funciones sociales y ecológicas de la alta montaña son interdependientes entre los páramos y las selvas altoandinas”.

También, denuncian que el mismo 22 de septiembre mientras el presidente hablaba ante la ONU, su ministro de minas, Diego Mesa, daba su discurso ante la Comisión V del Senado de la República en el que defendía los beneficios económicos de programas piloto del Fracking para la economía nacional.

Por todo lo anterior, piden al secretario general de la ONU enviar una comisión especial para realizar una visita de campo a la región de Bucaramanga que sería la afectada ante la aceptación de los proyectos mineros, solicitar al Gobierno aplicar medidas para enfrentar las amenazas ambientales, establecer lineamientos para conservar, preservar y recuperar ecosistemas de alta montaña, páramos y áreas protegidas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *