Foto: Semana.com

El teatro de los 50.000

Las vacunas llegaron al fin, con esto el director de esta obra de teatro con tintes cómicos, realiza la puesta en escena. Es decir, la orquestación de las acciones con elementos como: actores, la iluminación, el vestuario, la escenografía entre otras cosas. Para su estreno, tenían la proyección de un gran público, se vendieron 50.000 entradas y 50’372.424 quedaron por fuera con ganas de verla; en Bogotá se vendieron 12.582 un éxito total, pero en algunos lugares como en el Chocó solo fueron 144, mientras en Arauca unas 120 y finalmente en Vaupés  solo 12.

La obra de teatro narra a un presidente de un país latinoamericano en crisis, el mismo que con sus poderes psíquicos, vence al enemigo del mundo a un costo de salvar solo al 0.08% de la población.  Aunque con su ingenio de comediante, hace la trama mucho más entretenida. Lo mejor del caso es que el internet, junto a los medios de comunicación filtraron la obra graciosa, pero el final es malo, pues había pocas boletas y ojear desde casa no es igual, es de esas que por ser tan mala es buena.

Un funcionario público, celebrando por hacer su trabajo, demuestra más ignorancia que de quienes lo aplauden. El leer titulares de esta obra y la clasificación como ¡Histórica!, dejan más expectativas para verla en vivo

La vacuna llegó a Colombia demostrando que existen más males. Nuestro presidente el personaje principal en actitud infante, es un títere de alguien más oscuro que está arreglando sus problemas políticos en Antioquia, pues necesita expropiar empresas para recuperar relaciones de poder.  Por eso su títere celebra una tarea que hizo solito, recordemos que lleva 2 años en el cargo, su primer año fue de aprendizaje, el segundo demostró que es un actor tan pasional e irónico pues su papá fue periodista e igualmente Ministro de Minas y Energía en 1985-1986. 

Carlos Hoyos remitió a la comisión de acusaciones de la Cámara de Representantes, diligencias disciplinarias adelantadas contra el señor exministro de Minas y Energía, Iván Duque Escobar por presunta responsabilidad en la conceptual de negligencia/omisión, con ocasión de la tragedia del Nevado del Ruiz, la cual dejó más de 30.000 muertos.  

Con todo esto, lo positivo que deja esta puesta en escena es la salvación de la noción de algunos colombianos, quienes algo tarde, se dan cuenta de la pantomima existente en el gobierno, lo malo, la producción se volverá a estrenar, ya se ha  hecho el anuncio oficial. Lo que no se sabe es cuándo exactamente, esperemos que no sean solo 50.000 entradas; solo le quedan 2 años en el poder… o bueno, si no hacen la jugada de prorrogar el mandato otros 2 años por la pandemia.