Foto: El País.

Según la ONU, Brasil es una «amenaza extrema»

Actualmente el país sudamericano es el epicentro del COVID-19 debido a la pronta expansión del virus a lo largo del territorio, alcanzando en la última semana las tasas más altas de mortalidad.

El registro más reciente ha posicionado a Brasil como el segundo lugar con más contagios a nivel mundial, dejando como resultado 1.800 muertes diarias a causa de la pandemia. Durante el pasado viernes, el número de contagios nuevos fue de 85.663, acumulando 11.363.380 hasta ese momento.

Por ende, se ha hecho evidente que la situación allí está fuera control e incluso continúa empeorando, pues adicionalmente las camas UCI han colapsado mientras el Gobierno de Jair Bolsonaro no ha evidenciado ninguna medida al respecto, motivo que ha generado alerta en la Organización Mundial de la Salud.

Recientemente, Michael Ryan, director de emergencias de dicho ente, aseguró que “Mientras muchos países de América Central y del Sur se están moviendo en una buena dirección, Brasil no. Hay que tomarse esto muy en serio”.

Así mismo, Ryan denominó a Brasil como una “amenaza extrema”, considerando que la complejidad de la crisis sanitaria va más allá de esa región específica. Según el funcionario, dada la magnitud de la coyuntura esta podría sobrepasar las fronteras afectando estados cercanos, principalmente los ubicados al sur y centro de este.

A continuación, conozca más detalles de la postura de la ONU frente a la pandemia en Brasil:

https://news.un.org/es/story/2021/03/1489492