Foto: BBC

Europa incrementará las restricciones durante Semana Santa

Dadas las condiciones actuales, frente a la rápida expansión del COVID-19 en el continente, las autoridades europeas han decidido establecer nuevas normas, las cuales regirán a partir de la próxima semana.

El aumento de contagios en varios países de Europa, a causa de la pandemia, como España e Italia, obligaron a los múltiples gobiernos a restringir la movilidad durante la celebración de la Semana Santa, con el fin de reducir la posibilidad de aglomeraciones u otros factores anexos a la propagación de la enfermedad.

Estas restricciones también se le atribuyen al avance de la B.1.1.7, la variante del Reino Unido; puesto que, según algunas investigaciones, esta podría ser más contagiosa que el virus original e incluso contar con un nivel más alto de letalidad.

Así mismo, Maria Van Kerkhove, líder técnica de COVID-19 en la Organización de la Salud (OMS), afirmó que «En la última semana, los casos han aumentado un 12% en Europa, impulsados por varios países de la región. Gran parte de ello está impulsado por la variante B.1.1.7 (…) que ahora está empezando a circular en muchos países de la parte oriental».

Como resultado, estas son algunas de las principales restricciones estipuladas: Confinamientos en las “zonas rojas” de los territorios; viajes solo por motivos labores; cierre de tiendas, bares y restaurantes, lo cual deja a la segunda conmemoración de la Pasión de Cristo, en medio de la crisis sanitaria, bajo múltiples normativas.

Cabe resaltar que el único país exento de esta serie de estatutos es Alemania, pues recientemente Angela Dorothea Merkel, canciller del país, manifestó el levantamiento de las leyes limitantes en el territorio.