Foto: The New York Times

Andrew Cuomo se niega a dimitir pese a las presiones políticas

Tras la publicación de un informe en donde se dieron a conocer varias denuncias por acoso sexual en contra del gobernador del estado de Nueva York, las presiones para que este abandone el cargo han sido inminentes. Cabe resaltar que no se descartan acciones penales hacia Andrew Cuomo, dada la contundencia del informe, entre tanto, la asamblea legislativa estatal, recientemente emprendió una pesquisa, para llevar a cabo un juicio parlamentario, con el fin de destituirlo.

El pasado martes, la fiscal federal de Nueva York, Letitia James, dio a conocer un documento de 165 páginas, dentro del cual 11 mujeres relatan los comportamientos abusivos, gestos e insinuaciones inapropiadas, por parte de Cuomo, dichos testimonios fueron recopilados a lo largo de 5 meses, mediante múltiples entrevistas, realizadas a 179 personas. 

Los hechos se habrían presentado, entre el 2013 y 2020, además, a lo largo de la investigación también pudo descubrirse que miembros cercanos al funcionario, tomaron represalias hacia una ex empleada, quien denunció lo sucedido.

Por su parte, el demócrata aseguró lo siguiente «Tengo 63 años. He vivido toda mi vida adulta en público. Ese no soy yo, ese nunca he sido yo», y pese a las presiones, tanto jurídicas como políticas, ha optado por continuar desarrollando sus labores como gobernador del estado de New York con normalidad.