Foto: vidayfuturo.pe

La Organización Panamericana de la Salud, pide fortalecer los sistemas de salud en las Américas.

Países latinoamericanos son los más golpeados por la pandemia.

El pasado 20 de septiembre de 2021 se realizó la 59ª reunión del Consejo Directivo de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), durante este encuentro su directora Carissa F. Etienne enfatizó: ‟ la pandemia por COVID-19 ha evidenciado la necesidad urgente de invertir para fortalecer los sistemas de salud y la producción de tecnologías sanitarias en las Américas.”

Dando visibilidad a las carencias en los sistemas de salud, y cómo esto, sumado a la velocidad e impacto de la pandemia, han jugado un papel fundamental en la vulnerabilidad de cada país tanto en la respuesta con personal de la salud como con los equipos y la infraestructura sanitaria requerida.

Carissa F. Etienne afirmó: «Sin embargo, esta alarmante circunstancia nos ha impulsado a reconocer la necesidad obligatoria de autosuficiencia regional en tecnologías en salud», por esta razón, Etienne presentó el informe anual de su gestión, que comprende  el período entre el 1 de julio de 2020 y el 30 de junio de 2021, centrándose principalmente  en la cooperación técnica de la OPS para ayudar a los países a responder a la pandemia, mientras mantienen y fortalecen los logros alcanzados en salud.

Etienne insistió en prestar especial atención al «enorme» costo humano de la pandemia, al citar que hasta el pasado viernes 17 de septiembre se habían registrado 87,6 millones de casos de COVID-19 de los cuales 2,16 millones de muertes se registraron en las Américas.

La directora presentó oficialmente el desarrollo de una plataforma que impulsa la producción regional de vacunas en el cual entidades como el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), el Banco Mundial y otros socios han manifestado su interés en colaborar en torno a la misma.