El biológico elegido para la primera dosis de niños en Estados Unidos es uno de ARNm (ARN mensajero).

El pasado martes 19 de octubre se llevó a cabo en Estados Unidos la votación de los miembros del Comité Asesor de Vacunas y Productos Biológicos Relacionados de la FDA, para reducir el contagio y la ocupación de Unidades de Cuidado Intensivo en menores de edad.

La decisión dio como resultado 17 votos a favor y 1 en contra por parte de los profesionales de salud miembros del comité, siendo este el primer filtro de un grupo de instituciones, como los asesores de vacunas de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU. (CDC, por sus siglas en inglés).

Las opiniones están divididas, pues ellos mismos reconocen que sus emociones son un detonante influenciador que se manifiesta a la hora de votar, pero finalmente todos tienen en común un sentimiento de corresponsabilidad para el bienestar de los más pequeños de su país.

En un artículo de la BBC, el Dr. Paul Offit, experto en vacunas del Children’s Hospital of Philadelphia, afirmo: «Me tranquiliza saber que estamos administrando una dosis más baja»; Pfizer ha reducido su vacuna, a un tercio de la dosis para adultos, para la aplicación de los niños menores de 12 años.

Por otra parte, el Dr. Cody Meissner, profesor de pediatría en la Escuela de Medicina de la Universidad de Tufts, manifestó: ‟Solo me preocupa que, si decimos que sí, los estados van a exigir la administración de esta vacuna para que los niños vayan a la escuela y no estoy de acuerdo con eso (…). Creo que sería un error en este momento”.

Por su parte, la farmacéutica estadounidense Pfizer asegura que ‟su vacuna es 90.7% contra la forma sintomática del Covid-19 en niños de 5 a 11 años”, para esto se aplicaría una cantidad de dos dosis de su dosificación de 10 microgramos.

Los miembros de la CDC se reunirán el próximo 2 y 3 de noviembre para debatir la propuesta, y será la Doctora Rochelle Walensky, directora de los CDC, quien tomará la decisión final.